La lomografía, como tendencia dentro del mundo de la fotografía e incluso como medio de expresión artística, ha ganado una cantidad enorme de adeptos en los últimos años. El crecimiento de esta comunidad va de la mano con el crecimiento de websites que permiten compartir las lomografías de cada usuario, como el mismo site de Lomography.com y redes como Tumblr, Flickr y Pinterest. Venezuela no ha sido la excepción dentro de este crecimiento, y en Fotónica tuvimos el agrado de contactar a uno de los lomógrafos más activos y reconocidos en nuestro país: Neuro Díaz.

Neuro, de 21 años, oriundo de Maracaibo y estudiante de Comunicación Social, Mención: Audiovisual, es igualmente un entusiasta de la fotografía analógica. Su pasión por el film lo ha llevado a compartir su trabajo alrededor del mundo. Es uno de los pocos venezolanos que ha presentado su trabajo en Photokina 2010, la feria de fotografía más importante a nivel mundial, realizada en Colonia, Alemania. Igualmente, su trabajo ha sido objeto de atención y admiración dentro de la comunidad lomográfica en Maracaibo, es miembro activo de LomoSapiens², un colectivo lomográfico formado por personas de distintas partes del planeta, y constantemente hace film swaps e intercambio de film con otros entusiastas de la fotografía analógica dentro y fuera de Venezuela.

Hicimos 5 preguntas a Neuro para conocer sus pensamientos e ideas referentes a la fotografía. He aquí sus respuestas.

 

Fotónica: Esta pregunta es prácticamente igual para todas las personas que han colaborado para esta serie de artículos, ya que muchos de nuestros seguidores están interesados en un punto en común: ¿Cómo fue tu inicio en la fotografía?

Neuro Díaz: Diría que mi inicio en la fotografía fue inesperado, a diferencia de muchos fotógrafos, jamás conté con un equipo fotográfico digital de alta calidad, desde 2004 utilicé -y aún utilizo- una Sony Cybershot compacta. Pero no fue si no hasta 2007 donde descubrí que la fotografía era mi pasión, poco a poco fui investigando, leyendo y experimentando por mí mismo, aprendiendo por ensayo y error, ya que tampoco tuve la oportunidad de asistir a algún curso de fotografía, gracias a todo esto podría considerarme un autodidacta. No invertí dinero en una mejor cámara, preferí invertir tiempo en la mía, y sin duda alguna ha sido la mejor decisión que he tomado hasta hoy, descubrí que la cámara es sólo una herramienta.

 

 

F: Film Vs. Digital: Es una de las cuestiones más comentadas en el mundo de la fotografía y existen fuertes defensores de cada uno de estos formatos. Tu portafolio está compuesto en su mayoría por fotografía analógica, con excelentes resultados. ¿Crees que estos resultados son únicos en film, o piensas que Photoshop, LightRoom o incluso Instagram nos permitirán reemplazar ese ‘look and feel’ de la fotografía analógica una vez que esta sea menos popular?

ND: Esta pregunta es bastante interesante, porque -como mencioné anteriormente- me inicié con una cámara digital, y a medida de que mi interés crecía, mayores se hacían mis exigencias, pero quizás el factor decisivo fue el dinero, la verdad no tenía recursos económicos para poder comprarme una cámara profesional, fue entonces cuando indagando en la web descubrí la lomografía, y bueno, esos colores, esas viñetas, y esos efectos increíbles que llegaba a producir el film me sedujeron. Jamás había sentido esa emoción al ver reveladas mis primeras películas, creo que ese es el aspecto que más te seduce de la fotografía convencional, que mueres de la curiosidad al no estar seguro del resultado que obtendrás. Además, les digo ¡amigos! ¿cómo pretenden olvidar los inicios de la fotografía? ¡primero fue el film! No tengo nada en contra de la fotografía digital, en este mundo globalizado, y como futuro comunicador social, entiendo que la rapidez juega un papel fundamental, además del ahorro de costos que la fotografía digital trae consigo. Pero sin duda alguna, me resulta aburrido sentarme a retocar cientos de imágenes en Photoshop o Lightroom, con el film sólo tengo poco más de 36 disparos, tienes límites y en parte te ves obligado a hacer buenas fotografías y es por eso que me siento más identificado con él. El film lo vives.

F: Sé que eres un coleccionista de cámaras, e imagino que cada una de ellas tiene su propia historia. ¿Cuál cámara tiene, a tu criterio, la historia más peculiar de todas y por qué? ¿Podrías compartir unas fotos tomadas con esa cámara?

ND: De todas las cámaras, con la que más me identifico es la Lomo Smena 8M, fue un regalo de una muy querida amiga quien viajó a Nueva York, y por mi culpa estuvo alrededor de dos días en la búsqueda del lugar donde la vendían, al tenerla en mis manos, procedí a cargar el primer carrete, ¡vaya locura! no comprendía el contador de exposiciones, cuerpo de plástico, pero totalmente mecánica, tuve que investigar en la web para poder colocar el carrete correctamente. Sin duda alguna esta máquina rusa te obliga a saber los aspectos básicos de la fotografía y jamás olvidarlos, ya que su anillo de obturación, su enfoque y su anillo de apertura de diafragma son manuales. ¡O aprendes, o aprendes! Aquí, algunas de las fotografías que he capturado con esta pequeña belleza soviética.

 

 

F: Tu intercambio de trabajo con el mundo no se ha limitado a subir fotos en Flickr y otros sites, sino has logrado hacer varios film swap con gente de todas partes del mundo y colaborar con colectivos dedicados a la lomografía. ¿Puedes hablarnos de estas experiencias, y algunos tips para las personas que quieran intentar suerte con esto?.

ND: El film swap ha sido sin duda alguna la experiencia más alucinante que he tenido, poder realizar trabajos en conjunto con personas de diferentes países intercambiando film no tiene comparación, con el mismo puedes realizar un cruce de culturas, y lo mejor aún, causa aún mayor intriga, porque desconoces totalmente qué sorpresas trae consigo el carrete. La emoción que sientes al recibir un paquete con un par de rollos provenientes del otro lado del mundo te hace sentir bien. ¿Consejos? -como decimos aquí-, ¡no te comas la luz!, si recibes un carrete de asa 200, dile a tu cámara que es de 400, así se expondrá el rollo con la mitad de intensidad de luz, sé amigable, admira el trabajo de los demás, comentalo, esto motiva mucho a continuar, nadie sabe quién puede llegar a convertirse en un lomógrafo potencial, ¡diviértete, no olvides las reglas de la lomografía!

F: Fotowalk Maracaibo: eres el padre de este pequeño proyecto que va ganando adeptos en Maracaibo, donde igualmente hay una comunidad fotográfica con un crecimiento bien interesante. ¿Puedes hablarnos sobre FotoWalk Maracaibo, para que todos conozcan de qué va, y lo que se viene para este 2012?

ND: Fotowalk Maracaibo es un proyecto encabezado por un apreciado compañero y por mi persona, la principal finalidad de mantener viva la pasión por la fotografía en las calles de la ciudad, precisamente en estos tiempos, cuando caminar con una cámara en la calle no resulta nada sencillo, buscamos que las personas lo vean como algo cotidiano, como algo normal, para mi salir a la calle a fotografiar es salir a relajarme. Para este año tenemos planeado llevar a cabo la realización del primer LomoMatrix Maracaibo, ya que la comunidad ha crecido un poco más, eso sí, de la mano con nuestros hermanos de Caracas, quienes ya anteriormente realizaron uno el último trimestre del pasado año. Si les gusta la fotografía, los invito a tomar más y más fotos, con cualquier cámara, también a que lean mucho, y algo que considero muy importante, apreciar el trabajo de otras personas, inspiración total. ¡Bendiciones!.

Para cerrar, les mostramos más fotos capturadas por Neuro con sus cámaras analógicas. Si quieres conocer más del trabajo de Neuro, visita su LomoHome en Lomography, su Photostream en Flickr y el site oficial de LomoSapiens²Desde Fotónica, damos las gracias a Neuro por su feedback y colaboración.

 

 

 

A %d blogueros les gusta esto: